14 septiembre 2016

Zombies: preparados para el apocalipsis.





En este artículo os expongo algunas de las noticias reales aparecidas en medios sobre los zombies. A veces la realidad supera a la ficción…
En el año 2003 fue publicado la “Guía de Supervivencia Zombie”, donde ofrecían recomendaciones para prepararse para una infección a gran escala de bacterias o virus con la capacidad transformar a las personas en verdaderos muertos vivientes. La guía fue desarrollada para ayudar a los gobiernos de todo el mundo a hacer frente a la realidad de los zombies.
Los métodos incluían la marginación de los infectados, los intentos de desarrollar una vacuna, y una recomendación para una guerra contra los zombies.
En el año 2014, el Departamento de Defensa de los Estado Unidos elaboró un documento de preparación ante un apocalipsis zombie llamado “CONOP 8888”. Al parecer, el documento de 31 páginas fue desarrollado para entrenar a las fuerzas de defensa para proteger a la población ante un ataque de muertos vivientes.
En 2012, los periódicos informaron de que una misteriosa enfermedad  estaba volviendo a un creciente número de niños de África Oriental en “zombies”. Estaban hablando de una enfermedad conocida como Síndrome Asintiendo, un fenómeno que apareció por primera vez en Tanzania en la década de 1960 y más tarde alzó su cabeza en Sudán y Uganda.
Según la Organización Mundial de la Salud, el Síndrome Asintiendo normalmente “afecta a los niños entre las edades de 5 y 15 años de edad, causando la disfunción progresiva cognitiva, deterioro neurológico, retraso del crecimiento y un cabeceo característico de la cabeza”. Los niños afectados por esta enfermedad extraña parecen dormirse, cerrando los ojos y asintiendo con la cabeza, incluso cuando en realidad están despiertos. Las víctimas se confunden y tienen la compulsión a vagar sin rumbo  como zombies .La cosa más espantosa sobre el Síndrome Asintiendo es que su causa no se ha descubierto todavía.
El síndrome Asintiendo es ciertamente interesante  a la vez que terrorífico, pero es también una señal de que un brote de zombis en la vida real podría extenderse por todo el mundo algún  día.
En 2014, el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) preparó un plan llamado “Preparedness 101: Zombie Apocalypse”, que incluía la participación del Cuerpo de Marines de los Estados Unidos y las fuerzas de operaciones especiales,  este simulacro tuvo lugar en la costa de San Diego y los organizadores del evento aseguraron que se trataba de un ejercicio muy real.
Tara C. Smith, investigadora de la Universidad Estatal de Kent en Ohio, realizo  un estudio titulado “The Zombie Infections: Epidemiology, Treatment, and Prevention (Las Infecciones Zombie: Epidemiología, Tratamiento y Prevención)” utiliza como ejemplos el virus Solanum, el virus de la rabia y la propagación del virus Trixie. La investigación de la profesora de Ohio reveló que la propagación de la Yersinia pestis (peste bubónica) y el hongo cordyceps (mal de las vacas locas) son los virus que se podrían transmitir más fácilmente a través de las picaduras, de ahí la conexión con el apocalipsis zombie. “Varios modelos de infecciones zombie han demostrado que en el caso de una epidemia a gran escala los seres humanos se enfrentan al exterminio total”, explicó la profesora Smith. “Las posibilidades de supervivencia son ligeramente mayores en las zonas poco pobladas, pero con el tiempo acabaran sucumbiendo.
Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades y otras organizaciones gubernamentales han publicado detalles de los preparativos que se deben hacer en el caso de una epidemia zombie. Desafortunadamente la mayoría de los países siguen sin estar preparados para un posible desastre de esta naturaleza.” los síntomas iniciales del virus zombie incluyen una marcha inestable al intentar caminar, una disminución de la destreza, perdida de antiguos rasgos de personalidad del paciente, frecuentes gemidos, y en última instancia, la carne comienza a pudrirse”. Según la profesora de la Universidad Estatal de Kent, rara vez los “infectados o zombies” muestran cualquier signo de inteligencia o sentido de la autoconciencia. La tendencia y el deseo de morder carne también es algo muy común, según la autora del nuevo estudio sobre el apocalipsis zombie.
Otro dato a tener en cuenta es que una pandemia zombie puede ocurrir rápidamente y en cualquier momento, destruyendo a la sociedad tal cual la conocemos. La profesora Smith también dijo que la comunidad científica debe comenzar a investigar los tratamientos y la prevención porque la aparición de “patógenos zombie” es cada vez mayor. La responsable de la investigación destaco que la comunidad médica debe esforzarse más para evitar que un futuro próximo ocurra un verdadero apocalipsis zombie.
Pero lo más sorprendente fue que el controvertido estudio sobre un inminente apocalipsis zombie ha sido publicado en la prestigiosa revista “British Medical Journal”.  
fuente del texto/veritasboss.com

2 comentarios:

  1. Buenos efectos, el argumento muy pel0tud0.

    ResponderEliminar
  2. la enfermedad del cabeceo en humanos es la fenomenología descrita en medicina como sindrome weazinski, que afecta a la meningeas o en si puede ser un desorden en la SNA sistema nervioso autonomo. (en el simpatico o parasimpatico.) por (carga) peso excesivo en la c1 al c7 pudiendo desarrollar un dolor (neuralgia del trigemino)en V1 a V3 mayormente en V3 (mandibular) haciendo imposible la union con el maxilar. aqui una imagen: http://static.boredpanda.com/blog/wp-content/uploads/2015/08/modern-world-caricature-illustrations-steve-cutts-7.jpg (y si no lo creen revisen el harisson manual de medicina cap. 199)

    ResponderEliminar

Los comentarios irrelevantes e irrespetuosos serán omitidos.